Cultivar una pasión mejora tu salud

Cultivar una pasión mejora tu salud

Así es, cultivar una pasión mejora tu salud, tu vitalidad y tu vida. Es uno de los pilares en los que sabemos  que se sostiene nuestra salud.  Unas ideas para encontrarla, cultivarla y disfrutar de sus frutos.

Cultivar una pasión mejora tu salud

Como habrás notado hablo de cultivar una pasión, no de encontrar una pasión. Creo que la pasión no es algo que te encuentras de manera espontánea. Confundimos lo que nos gusta, lo que nos atrae, lo que nos gustaría hacer, con lo que nos apasiona o puede llegar a apasionar.

Ahora te explico. En nuestra cabeza, en nuestro animus (del latín espíritu) navegan, flotan, ideas, imágenes, deseos de lo que nos gustaría hacer. Incluso construimos imágenes de satisfacción y triunfo alrededor de eso que nos gustaría hacer. ¿Podemos decir que esto es una pasión? desde mi punto de vista no. Hasta que la idea no sale de la cabeza,  pasa a las manos, al cuerpo y sentimos la satisfacción, sigue siendo una idea.

Cultivar es un acto que, como todos sabemos, requiere una serie de pasos, todos vinculados a la constancia en el cuidado diario. Cultivar nos ofrece el disfrute diario de ser parte del proceso de  crecer hasta llegar al fruto.

Cultivar es un proceso que se inicia en la semilla ( la idea), requiere de un buen suelo, luz y agua (entorno social y ambiental)  para crecer y  por supuesto de  los cuidados diarios que le demos para que llegue a su destino (nuestra constancia).

¿Estamos de acuerdo hasta aqui? Es importante comprender que  la pasión no nace por si sola, la atracción si, pero la pasión se alimenta.

Si hasta aquí estamos de acuerdo, entonces podemos pasar a la gran pregunta ¿Cómo cultivar una pasión?

Pasos para cultivar una Pasión

  1. Elige una semilla. En principio habrán muchas semillas en tu cabeza y puede ser difícil elegir una. Para elegir la mejor estará bien evaluar el terreno del que dispones para plantar esa semilla.
  2. Analiza el terreno. Tienes cerca de ti personas, asociaciones, escuelas, centros, en los que puedas plantar esa semilla desarrollar eso que te atrae? Porque si te interesa la navegación pero vives en la montaña, difícilmente esa semilla podrá crecer ¿no?.
  3. Ahora, desde el terreno que tienes, elige la semilla y plántala. Sin miedo. Es posible que no sea esa tu pasión?  ¡claro que es posible! pero eso no importa,  lo has probado y comprobado y eso te hará libre para elegir la siguiente semilla y probar.
  4. Pero si te encuentras con que esa semilla te da alegría, te da satisfacción, dibuja una sonrisa en tu cara, ¡Ni lo dudes, Cultivala! riégala, cuídala, día a día, con constancia y placer.

Como puedes ver la distancia que nos separa de la pasión es la decisión. Pero una decisión organizada y planteada en el terreno, viendo las posibilidades de sacarla adelante y sobre todo, sabiendo que hay que probar y que no pasa nada si, al final, “eso no es lo que te apasiona”.

Recuerda que ninguna semilla germina encerrada en un bote oscuro. ¡Anímate a plantar la semilla!

monica avila coaching de bienestar

 

 

 

2 thoughts on “Cultivar una pasión mejora tu salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top